Muchos alumnos nos dicen que no hacen su practica de yoga en casa por que no tienen espacio. Bueno pues hoy os voy a dar algunas pautas para hacer yoga en casa.

Cuando empezaba con esto del yoga me pasaba lo mismo. Pero con el paso de los años te das cuenta de que es muy socorrido tener tu pequeño templo en casa.

Todo es organizarse, me da igual que sea a los pies de la cama o del sofá. Lo importante es saber que eso esta ahí cuando lo necesites.

Algunos consejos para que tu practica de yoga en casa se más cómoda:

  • Elige una habitación o un espacio que esté tranquilo y a ser posible aislado. El cuarto debe tener un ambiente fresco, una buena ventilación y una temperatura moderada.
  • El suelo donde hagas tu práctica de yoga debería estar cubierto con un alfombra gruesa o una esterilla de yoga. ( La cual puede estar debajo de la cama o sofá ).
  • Te recomiendo que encima de la esterilla de yoga pongas un tela de fibras naturales ( algodón, lino, seda, lana, etc) la piel de oveja es ideal, pues te aísla del campo electromagnético de la tierra, evitando el desgaste de energía al meditar. Yo personalmente prefiero una buena manta de algodón.
  •  Si te duelen las rodillas o aun no tienes mucha practica usa un cojín para la meditación.                                                                                                       
  • Se sugiere el uso de una manta ligera (hecha de fibras naturales) para el tiempo de la relajación profunda. También durante la meditación es aconsejable taparse los hombros y la espalda. Si sientes demasiado calor envuelva la manta sólo en la parte baja de la columna.                                     
  • Ropa, lo más importante para la práctica del yoga es ropa cómoda, de tejidos naturales, como el algodón. El color ideal de la ropa es el blanco, ya que es la base de todos los colores. Los pies deberían estar descalzos para que el flujo de energía en ellos sea optimo.
  • Si te cubre la cabeza, hazlo con tela natural, preferiblemente de algodón y color blanco; con ello fortaleces el campo electromagnético y acrecentaras la mente meditativa.
  • El altar, puedes hacerte tu propio altar agregando alguna foto significativa para ti, algunos adornos sencillos como, piedras, cristales, flores, etc. El altar debería estar orientado al norte o el este. Un elemento esencial seria una vela que encenderíamos especialmente en el tiempo de la meditación.

Pero lo más importante de todo son tus ganas de practicar. Ponte las cosas fáciles y ve a tu ritmo pero no lo dejes, se constante.

Puedes ponerte una meta corta, como meditar en casa los fines de semana cinco minutos. Así podrás ir aumentando el tiempo y los días.

Recuerda este es tu reto y nadie lo hará por ti ni saboreara por ti.

Espero que os sirva y lo disfrutéis.

Nos vemos en clase

Ginebra Sat Karam

Show Buttons
Hide Buttons